miércoles, 27 de abril de 2011

- Soundtracks inspiradores

Estaba segura de que este dia debia de escribir algo realmente inspirador, asi que antes de comenzar a escribir alguna estupides trate de dibagar en las cosas que me rodeaban. Mi cuarto esta realmente desordenado deberia de haber sacado la ropa y lavarla; y recoger mis montañas de zapatos no me vendria nada mal.... Tengo toneladas de tarea que entregar para el regreso a clases y debo de ponerme a estudiar para el comienzo de examenes, pero mi sindrome de Alicia no me lo a permitido.... Tengo un aspecto espantoso, mi cabello pide un retoque a gritos y encerio necesito un buen manicure!!!! .... El nombre de mi blog es horrendo, nada que ver con el contenido, debo de cambiarselo, pero soy tan indesisa y..... a nadie le importan mis delirios mentales ¿cierto?

Empezemos otra vez :

Estaba completamente decidida a escribir algo enteramente profundo o delirante, daba igual ¿no?, todo lo que escribo termina siendo delirante; asi que me dije :

- bueno Diann, no pierdes nada, asi que animo y a escribir.

Así que dejé de lado mis traumas y demás ideas quisquillosas que rondan por mi cabeza, abrí el reproductor de música y elegí una canción al azar pero sin azar y entonces se empezó a escuchar Benny and the Jets de Elton John, pensé que me inspiraría pero no, solo vino a mi cabeza la escena de 27 dresses en donde Katherine Heigl (Jane) y James Marsden (Malcolm Kevin) están en un bar protegiéndose de una lluvia torrencial que los atrapa a medio camino y terminan briagos cantando esa canción. Creanme que esa escena no me inspira nada que no sea envidia. Envidia porque yo nunca he estado totalmente empapada por la lluvia tomando whisky en un bar ubicado en medio de la nada con el amor de mi vida holliwoodense. Snif!

Dí click y entonces empezó Wouldn't be nice de Beach Boys y empecé a tararearla y alguna estrofa seguramente la wachawacheé, porque como ni me la sé, ni sé cantar en ingles, pues la wachawacheada fue mi opción. Mientras seguía viendo la pagina en blanco, y de la nada apareció ante mis ojitos Drew Barrymore (Lucy) pintando un mural y cantándo ♪Wouldn't it be nice if we were older, then we wouldn't have to wait so looong and wouldn't it be nice to live togetheeeer♪ -50 first dates-, pero como a mi quien me gusta es Adam Sandler (Henry), inmediatamente cambié de imagen y lo vi a él en el yate mientras va cantando/gritando (muy mal, por cierto) esa canción. ¡Qué bonito es el amor! Eso diría si fuera cierto o al menos lo sintiera, pero como no es así, digo que el amor apesta, es más, en mayúsculas para que no quede duda: ¡APESTA!


Ya no quise seguir escuchando música, puros malos recuerdos, ¿por qué todas las películas holliwoodenses terminan con un final feliz? Eso debería pasar solo en Disney, no en la WB ni en Lions Gate Entertaiment. Pff!  Y saben que es lo peor.... que descargo los soundtracks!!!!

Cuando por fin pude inspirarme y quise escribir acerca de las supersticiones, me dí cuenta de que ya había escrito mucho, por eso dejaré ese tema pendiente para la próxima ocasión en que escriba ;)

Y como les iba diciendo, así fue como me di cuenta de que la música no me inspiraría para escribir..... al menos no éste día!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada