miércoles, 5 de septiembre de 2012

Rastro, Maggie Stiefvater


Titulo: Rastro
Titulo original: Linger
Autor: Maggie Stiefvater
Genero: Paranormal
Fragmento:
"Erase una vez una chica llamada Grace Brisbane. No había nada especial en ella salvo que se le daban bien los números y contar mentiras, y que había construido su hogar entre las páginas de sus libros preferidos. Le gustaban los lobos que había detrás de su casa, pero amaba a uno de ellos por encima de todo. Y él la correspondía. La amaba tanto que incluso los detalles de ella que no eran especiales comenzaron a serlo: la forma en que se golpeaba los dientes con el lápiz, la manera en que desafinaba al cantar en la ducha, el sabor de sus besos, porque el lobo sabía que eran para siempre.
Su memoria estaba hecha de escenas sueltas. Lobos arrastrándola sobre la nieve. Un beso -el primero- con sabor a naranja. Un adiós dicho a través de un parabrisas roto.
Su vida era una enorme promesa de todo lo que podría ocurrir: las posibilidades contenidas en un montón de solicitudes de ingreso en universidades, la emoción de dormir bajo un techo nuevo, el porvenir contenido en la sonrisa de Sam.
Era una vida que no quería dejar atrás.
Era una vida que no quería olvidar.
No estaba dispuesta a abandonarla todavía: me quedaban muchas cosas que decir.

Reseña:

Morir es una noche salvaje y un nuevo comienzo...
Beck ya no volverá ser humano y es el turno de Sam de hacerse cargo de los lobos que están volviendo a su vieja piel por la primavera, pero no está seguro de cómo llevar semejante responsabilidad sobre sus hombros y se siente más solo que nunca en el mundo. Encima debe lidiar con Cole, un licántropo novato con problemas de personalidad y autoestima, con los padres de Grace que han decidido que él no es lo suficientemente bueno para ella, y con Grace misma.
Grace que no está nada bien.
Grace que sufre de dolores terribles.
Grace que apesta a lobo muerto.

Mi opinión:

Este libro es hermoso y desgarrador.
Maggie es una poeta, eso ya nos quedó claro en Temblor, pero lo confirma con creces en esta segunda parte.
Al principio no entendía la necesidad de continuar la historia. El final de Temblor fue perfecto, me parecía que  estirar la historia era arruinarlo, y odiaba que les complicara la vida a Sam y Grace que ya habían pasado las mil y una en el libro anterior y habían salido airosos.
Entonces, en los últimos capítulos del libro comprendí que sí, en Temblor cierra de una forma hermosa una etapa en la vida de Grace y su lobo, pero su historia no termina allí y merece ser contada.

La historia nos presenta nuevos personajes con historias nuevas y al igual que el libro anterior, está narrado desde diferentes puntos de vista. Esta vez, a la visión de Sam y a la de Grace se suman la de Isabel, la hermana de Jack a quién ya conocíamos de Temblor, y la de Cole, uno de los lobos nuevos que Beck, el papá de Sam, había traído al final del libro anterior.

Cole es un personaje muy interesante, un niño prodigio, un rockero famoso que busca escapar de sí mismo y después de haber probado todo tipo de drogas para evadirse encuentra en la licantropía la solución para vivir de forma inconsciente por mucho tiempo. A veces lo odias, le hace algo bastante feo a Sam, pero se deja querer, es una persona muy atormentada y con muchos conflictos internos que nos roba de a poco el cariño.

Al resto de los personajes importantes ya los conocemos, Sam sigue siendo el chico tierno y bohemio, Grace evoluciona bastante, se vuelve más rebelde pero es una cabeza dura e Isabel, toma un rol más protagónico en este libro, se vuelve mucho menos pedante, odiosa y por momentos es ella la voz de la razón.

El libro anterior nos la pasamos preocupados por Sam, en este nos toca preocuparnos por Grace, aunque más que nada porque Sam la ama y queremos que él sea feliz, no porque Grace sea un personaje muy querible. Todo el libro creemos saber qué le ocurre a Grace, entonces hacia el final se nos presenta una variante que no veníamos venir y cambia totalmente el sentido de la historia en general (eso incluye los hechos acontecidos en Temblor, de repente adquieren un nuevo significado) Un giro maravilloso -aunque terrible- que te deja en shock.

¿Lo único que le critico a la historia? Desde el principio sabemos cómo va a terminar Grace. Es un punto muy predecible, pero las causas son tan increíbles que ese pequeño detalle no es molesto.

Es un libro muy duro, con un final que te desespera (aunque es totalmente acertado) Amantes de los finales felices no van a verse complacidos (de hecho, muchos tachan de malo a este libro -a pesar de que narra una de esas historias que te dejan sin aliento y con el corazón latiéndote a mil dentro del pecho- por no tener un final rosa sacado de la galera a último momento), pero van a verse envueltos en una historia inteligente, que te toca el alma. Ahora nos toca depositar todas nuestras esperanzas en el último tomo de la trilogía, Siempre. ¿Tendrán Sam, Grace, Cole e Isabel su felices para siempre?

Estos son libros realmente preciosos, que te trasmiten sentimientos muy fuertes y narran amores reales y vulnerables que te llegan a lo más profundo. Stiefvater escribe poesía en prosa y si bien su estilo es muy sencillo y liviano, es increíble la belleza que es capaz de crear con simples palabras. Se los recomiendo mucho

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada